in

¡Lee esto! Comida vegetariana para perros y gatos

Perro comiendo carne
Imagen de Alexandra85foto en Pixabay

¿Has llegado aquí buscando comida vegetariana para tu amigo canino/felino? Pues por favor, no dejes de leer, es importantísimo que sepas esto:

Los perros y gatos que se ven obligados a seguir las dietas veganas y vegetarianas de sus dueños son animales desnutridos. Esta dieta es una enorme carga para el páncreas de un perro, forzado para producir grandes cantidades de amilasa para poder con el almidón, la celulosa y los carbohidratos de la materia vegetal (incluso aunque les des suplementos).

El páncreas de un carnívoro no secreta celulasa para dividir la celulosa en moléculas de glucosa y los perros no pueden hacer una asimilación eficiente de los vegetales como fuente de proteína de calidad para ellos. Por tanto, cuando esta materia se asienta en el intestino de nuestro amigo (sí, aunque le des enzimas suplementarias), no solo le estas irritando el revestimiento de los intestinos, sino que también proporcionas el perfecto ambiente, cálido y húmedo, con muchos azúcares y almidones como alimento para las bacterias.

Por favor, tu estilo de vida vegetariano o vegano es muy loable, pero no fuerces a ello a tu mascota, quien no reconoce la diferencia. Aunque a corto plazo pueda parecerte que se le ve feliz, le estás quitando años de vida.

La salud de gatos y perros depende en gran medida de la capacidad del cuerpo para digerir y utilizar los alimentos que forman parte de su dieta natural y que se complementa con carne. Al crear una falta de proteína producida naturalmente (carne, no suplementos) en el cuerpo del animal, usted estas poniendo a tus compañeros en riesgo de algo llamado enteropatía perdedora de proteínas (EPP). Dicho esto, alimentar a tu perro o gato con una dieta vegetariana o vegana y esperar que prosperen con ella es, en el mejor de los casos, una apuesta. Hay toda una serie de problemas que pueden surgir por la falta de proteínas naturales:

– Ataques ocasionales de diarrea
– Diarrea crónica
– Pérdida de peso
– Falta de energía (letargo)
– Dificultad para respirar (disnea)
– Abdomen agrandado
– Las patas pueden hincharse
– Cáncer intestinal
– Infección en los intestinos (Bacterias como la salmonela (de material vegetal en descomposición) o Infección fúngica o Parásitos intestinales como anquilostomas y lombrices)
– Inflamación de los intestinos (enfermedad inflamatoria intestinal)
– Alergias alimentarias
– Gastritis o úlceras intestinales
– Insuficiencia cardíaca congestiva
– Problemas con el movimiento del líquido linfático fuera de los intestinos (linfangiectasia)
Etc.

Gata ciega
Gata ciega. Fotografía de Anat Gutman | Wikimedia

Si hablamos específicamente de los gatos, debes saber que ellos necesitan sí o sí una proteína llamada taurina. La taurina se encuentra en el pescado, la carne y la leche materna. Sin suficiente taurina, tu gato probablemente acabará ciego. Ni siquiera se les debe alimentar con comida para perros porque no tiene suficiente taurina. Los gatos esterilizados necesitan alrededor de un 25% de proteína en su dieta y también suficientes grasas.

En resumen, si insistes en dar a tu gato o perro una dieta vegana, lo estás matando y le harás sufrir en el proceso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tarta de manzana vegana

Tarta de manzana vegana con crujiente de nuez